Connect with us

Portada

CECILIA AMASA UNA FORTUNA

Cecilia Patrón Laviada, precandidata del PAN y PRI a la alcaldía de Mérida, utilizando su cargo como funcionaria pública se hizo de puestos en el mercado, concesiones de taxis y terrenos donde hoy en día tienen desarrollos inmobiliarios

En seis años la familia Patrón Laviada dejó de ser de clase media a millonaria y de las más poderosas de Yucatán, debido a que utilizaron información privilegiada para hacer negocios seguros. Compraron hectáreas de tierras en la zona de Temozón Norte, Sac-nicté, Komchén, Cholul y Chablekal.

A través de “Autos Patrón”, la familia se hizo millonaria ya que condicionó a sindicatos para adquirir vehículos en esa empresa a cambio de otorgarles placas de taxis

Redacción/Sol Yucatán

La familia Patrón Laviada, literalmente se sacó la lotería con la designación de Patricio Patrón Laviada como candidato del PAN al Gobierno del estado.

La familia de clase media se convirtió a la fecha en una de las familias más ricas y poderosas de Yucatán.

En 6 años de su gobierno, del 2002 al 2007, se hicieron millonarios con negocios a modo al obtener información privilegiada y al ser favorecidos con licitaciones, contratos y “extorsión” a los alcaldes panistas y priistas.

De la familia Patrón Laviada Cecilia fue la más beneficiada quien con 31 años de edad, su única experiencia laboral había sido como presidenta del DIF Municipal de Mérida, durante la administración de su hermano Patricio.

Para no levantar sospechas durante la administración estatal de su hermano no laboró en la administración estatal, sino que lo hizo en el Ayuntamiento de Mérida en la administración de Manuel Fuentes Alcocer, como jefa de atención ciudadana y relaciones públicas.

Sin embargo, durante ese periodo junto con sus hermanos, hizo negocios con información privilegiada y a costillas del presupuesto municipal además de sindicatos de taxistas.

La virtual candidata del Partido Acción Nacional (PAN) y del Partido Revolucionario Institucional (PRI), a la alcaldía de Mérida y la mejor carta del PAN a la gubernatura del estado en el 2030, amasa una gran fortuna hecha a expensas del poder de la familia Patrón Laviada.

La ex secretaria nacional del PAN es dueña de numerosas concesiones de taxis, tanto convencionales y de plataforma.

Asimismo, es dueña de al menos seis locales en el mercado “Lucas de Gálvez”, en puntos de mayor afluencia y donde se registran mayores ventas.

Con información privilegiada la diputada federal, al igual como otros políticos ingresó al negocio del ramo inmobiliario.

Junto con sus hermanos Alejandro y José Antonio y de la mano del fallecido Alfonso Pereira Palomo adquirió grandes extensiones de tierras en el Norte de Mérida, así como en la costa oriente donde actualmente hay desarrollos inmobiliarios, cuya plusvalía se ha disparado, como Telchac, Chicxulub, Dzilam de Bravo, Sisal y Celestún.

Compraron hectáreas de tierras en la zona de Temozón Norte, Sac-nicté, Komchén, Cholul y Chablekal.

En la zona de Sisal, Celestún y Telchac tienen grandes extensiones de tierras las cuales venden a través de diferentes agencias inmobiliarias y de bienes raíces.

La clase política, incluso algunos panistas desde el anonimato, los señalan como beneficiarios de los gobiernos estatal y municipal del PAN.

Los Patrón Laviada especulan con bienes raíces, compran cascos de haciendas, venden autos a las alcaldías panistas, reciben beneficios de programas sociales, controlan permisos de taxis y mercados.

La diputada panista utilizó su cargo como directora de Relaciones Públicas en el Ayuntamiento de Mérida durante la administración de Manuel Fuentes Alcocer y cuando fue directora de Desarrollo Social durante la gestión de Mauricio Vila Dosal, actual gobernador de Yucatán.

Cecilia, a pesar de la poca preparación académica, ya que sólo cuenta con la licenciatura en Comunicación, ha logrado escalar peldaños en la política gracias al apoyo de su hermano Patricio Patrón, quien fue el primer panista que gobernó Yucatán y aún conserva un importante coto de poder al interior del PAN.

Sus otros hermanos están borrados de la política debido a que se han visto envueltos en escándalos, que incluso, han abierto investigaciones por parte de autoridades nacionales e internacionales, como es el caso de Alejandro, quien es investigado por la DEA y que ha gozado de protección, gracias al poder de Patricio, quien según las fuentes, pidió inmunidad para su hermano al actual gobernador, Mauricio Vila Dosal y ayuda a su hermana Cecilia, quien goza de información privilegiada, la cual utiliza para proteger a su hermano.

Cecilia tenía el camino trazado para ascender en la política al grado de que ya fue funcionaria estatal, municipal, dos veces diputada federal y en la próxima elección buscará la alcaldía de Mérida, en caso de obtener el triunfo, en el 2027 buscaría la reelección para que en el 2030 sea postulada como la candidata del PAN a la gubernatura de Yucatán.

De acuerdo con fuentes bien informadas, durante la administración de Patricio, la familia Patrón Laviada hizo una fortuna con los lotes de autos, en ese año fundaron «Autos Patrón”, como condición para que le dieron placas y concesiones a la agrupación de “taxímetros”, tenían que adquirir los vehículos en la empresa de sus hermanos.

La familia Patrón Laviada hizo una fortuna con la venta de vehículos con la agencia «Autos Patrón”.
También condicionó los programas a los alcaldes para favorecer a su familia por medio de la compra de vehículos.

En seis años que duró el gobierno de Patricio Patrón Laviada, su familia pasó de ser de clase media a una de las más poderosas de Yucatán.

Con la postulación de Cecilia a la alcaldía de Mérida y su proyección a la gubernatura, la familia Patrón Laviada recobra poder y no se descarta que sigan haciendo negocios con información privilegiada desde el Ayuntamiento o del Gobierno del Estado como lo hicieron cuando Patricio estuvo en el poder.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © 2023 Diario Por Qué! Manda tu denuncia a: gonzalezcamarajose@gmail.com