Portada

Vila, como Salinas, poder transexenal

*La ley ha sido reformada en Yucatán como mejor le complazca al Gobernador, con nombramientos que no cubren perfiles, nombramientos a modo en el Tribunal Superior de Justicia con una permanencia hasta por 18 años, la creación reciente de un Fiscal Carnal hasta por 12 años, la asignación de cargos a personas sin cubrir el perfil de ser yucatecos

 Por Francisco Perez

Hace un par de años apenas se discutía en ambas cámaras sobre la necesidad de regular los ingresos de los funcionarios, de ahí surgieron reformas a la constitución al Artículo 127 y a leyes secundarias para que ningún funcionario gane más que el Presidente de la República, algo que en términos prácticos fue una medida en parte para hacer saber que las cosas ya no la manejaban los mismos grupos de poder en México, no fue una medida muy bien aceptada por los enemigos por supuesto, aunque el Presidente les llama adversarios, lo cual todos sabemos que está más claro que son sus enemigos.

Algo que no es nuevo en la política que cada gobierno Federal, Estatal o Municipal resulta exactamente lo mismo disminuir la capacidad de los enemigos políticos.

También llegó la disminución de presupuestos a organismos autónomos de los cuales no se tenía el control inmediato por parte del Presidente, cabe aclarar que no todas las medidas fueron malas, en algunos casos sin duda son una medida de orden político financiero positiva para la administración pública Federal.

En Yucatán las cosas no son muy distintas, la diferencia no son los enemigos a los que se les persigue, los cambios jurídicos que se han dado en Yucatán a la legislación, obedecen a los intereses económicos del Gobernador y a la protección de la corrupción del presente y del futuro, en esos planes por supuesto no están incluidos realmente los intereses auténticos de los ciudadanos.

Los cambios más relevantes han sido para aumentar los costos de los servicios que proporciona el gobierno, así como otros cuyo objetivo es el aumento de derechos hasta placas y licencias, la creación e imposición de altas contribuciones hasta la creación de impuestos, tal como ocurrió con aquel llamado impuesto a la seguridad que afortunadamente no se permitió, claro nos costó a los ciudadanos una gaseada aquel memorable 19 de enero y conocer al pequeño Hitler de la península.

La ley ha sido aplicada en Yucatán o modificada o reformada como mejor le complazca al Gobernador, que van desde nombramientos que no cubren perfiles pero que son importantes para los intereses políticos futuros, nombramientos a modo en el Tribunal Superior de Justicia del Estado con una permanencia de sus miembros hasta por 18 años, la creación reciente de un Fiscal Carnal hasta por 12 años, la asignación de cargos a personas sin cubrir el perfil de ser yucatecos, ni siquiera se exige una residencia importante para poder comprobar que está interiorizado con los problemas de Yucatán, aunque claro sabemos que eso es lo que menos les importa, para muestra tenemos el nombramiento de la Secretaria de Turismo que no tenía la residencia en Yucatán y sencillamente les valió madre

Esta medida de quitar la obligación de ser yucateco, estos cambios en la legislación responden a los intereses que vienen en el futuro, seguramente algún operador financiero con origen fuereño, como el caso de la Secretaria de Turismo estará inmerso en la próxima campaña y al cual le están asegurando un espacio en el próximo gobierno para poder cuidar la economía del estado y proteger los intereses económicos del grupo que haya pagado la campaña, esto tampoco es nuevo, ha ocurrido en Yucatán,  en Campeche, en Quintana Roo, dos o tres últimas administraciones

Para ejemplo durante el gobierno del panista Carlos Joaquín,hoy flamante embajador de México, fue muy cuestionado el nombramiento del Secretario de Seguridad pública que representaba los intereses de los Moreno Valle, quienes fueron los verdaderos financiadores de dicha campaña como todo mundo sabe.

Otro nombramiento a modo en Yucatán es el del Fiscal Anticorrupción, el cual con su actividad poco conocida, sabemos que lo que más promueve es la corrupción desde el propio apellido, pero que por otro lado recibe aún una nada despreciable sueldo y un presupuesto que nos cuesta a los yucatecos.

Así que los cambios en Yucatán solo tienen dos objetivos, generar dinero para el gobierno en el que se incluye hacer dinero para ellos y la protección a la corrupción en el presente y en el futuro, sin duda no hay nada para los ciudadanos yucatecos, no hay una sola ley promulgada en los últimos años en Yucatán que tenga un sentido enfocado a la prosperidad y al bienestar de los yucatecos.

Sin duda estos temas son muy importantes analizarlos, pues así como en su momento se estableció una medida para que nadie gane más que el presidente también deben haber medidas para que nadie permanezca más tiempo que el Fiscal General de la República o los Ministros de la Corte, en el primero caso es de 9 años y en el segundo hasta por 15, mucho menos tiempo que el que se estableció en la legislación de Yucatán.

Los ciudadanos yucatecos estamos solos mientras no dimensionemos los actos de corrupción de nuestras autoridades en el presente y las que preparan en el futuro seguiremos votando por los mismos, seguiremos aplaudiendo la corrupción, y seguiremos creyendo en lo que publican los medios que tenemos al mejor Gobernador de México, tan corrupto resultado este gobierno en su actuar, como solo decir que es el mejor Gobierno.

Decía José Alfredo Jiménez yo para arriba volteo muy poco tu para abajo no sabes mirar, desgraciadamente desde arriba los dioses del Olimpo no ven lo que pasa en la tierra y la política anticrimen de abrazos y no balazos se aplica también en la política de abajo si lo, vi ni me acuerdo

 

1 Comment

  1. Pingback: Opinión de Yucatán – DAHEMONT

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Salir de la versión móvil